Las Canarias: Islas Volcánicas

coladas de lava del volcan de La Palma en la Cumbre Vieja

Las Canarias: Islas Volcánicas

Tierra de Volcanes

Las Islas Canarias atraen la mirada de la vulcanología mundial por ser uno de los centros de concentración volcánica más importantes del planeta. Junto a las Azores y el archipiélago hawaiano, en las Islas Canarias se halla una de las mayores concentraciones de volcanes de la Tierra.

Bajo la tierra canaria existe una ferviente actividad que emerge a la superficie cada cierto tiempo recordándonos que el planeta vive. La reciente erupción del Cumbre Vieja es sólo una muestra de la ferocidad volcánica que ha sido legendaria en las siete islas.

De Plinio el Viejo hasta nuestros días

La conexión de las Canarias con los volcanes es muy profunda, pues justamente es esa actividad la que les dio la vida. Las Islas Canarias se formaron gracias a las erupciones de miles de volcanes submarinos.

La acumulación de material volcánico ha sido una bendición para las islas. La Madre Tierra ha compensado su destrucción con uno de los suelos más fértiles del planeta y cuna de una próspera actividad agrícola.

Sin embargo, ha sido la admiración que sentimos los humanos por estos fenómenos los que han dado a las Canarias un lugar en el mundo. Ser testigos de primera mano de esta actividad atrae año a año a miles de visitantes a las islas.

La Palma, el paraíso de los volcanes

Vivir la experiencia de observar a los volcanes canarios activos y durmientes, atrae a miles de turistas desde todos los rincones del mundo. El turismo natural, el senderismo por las rutas volcánicas y la observación de sus efectos en el paisaje, son cada vez mayores en las Canarias. Recorrer sus caminos, ver los cráteres o subir a los volcanes más altos, es cada vez más popular en el mundo. Veamos los volcanes más destacados y más atractivos para hacer senderismo en las Islas Canarias.

Paradójicamente, la destrucción que ocasiona una erupción volcánica viene acompañada de un espectáculo visual y sensorial único. Por otro lado, los rastros que deja en la tierra y el cambio permanente al paisaje es enormemente hermoso.

Algunas zonas post eruptivas se desarrollan con una gran fertilidad gracias a la alta concentración de minerales que favorece a la vegetación. Sin embargo, otras zonas dejan un paisaje agreste y que algunos científicos comparan con paisajes lunares o marcianos.

Tal belleza es impresionante y ofrece a sus caminantes un paisaje que no puede ser visto en otros parajes del mundo. La sensación de la tierra bajo nuestros pies, los olores y la energía sentida cerca de un volcán sólo pueden ser experimentados de primera mano.

En cada una de las islas podemos ser testigos presenciales de una experiencia holística y majestuosa única en otros destinos. Sólo en cada uno de estos volcanes podemos experimentar un punto de inflexión en nuestras vidas.

Aunque las islas tienen más de cuatro decenas de volcanes activos y durmientes, sólo podemos visitar y hacer rutas de senderismo en:

Su Majestad, El Teide

El tercer volcán más grande del mundo es la cumbre más alta de España y sin duda, uno de los hitos de senderismo más importantes del planeta. Recorrer sus faldas y andar por sus caminos sinuosos es un espectáculo natural memorable.

El Teide es un titán que hoy duerme pero que está indudablemente vivo y se evidencia en cada metro que avanzamos por sus laderas. Es uno de los pocos volcanes en el mundo que tienen la misma espectacularidad los 365 días del año.

En primavera y verano, el rey de los volcanes canarios nos regala un paisaje hermoso, lleno de vida y deslumbrante. Sin embargo, cuando las temperaturas bajan El Teide se viste de blanco y nos regala uno de los paisajes más hermosos del mundo.

Las rutas de senderismo del Teide son simplemente idílicas, con diferentes grados de complejidad y longitud pero todas con la misma grandeza.

La Palma: Corazón volcánico canario

La isla de La Palma concentra a los más fieros volcanes de las Islas Canarias. El Cumbre Vieja ha sido el último despertar canario pero aún se conservan los recuerdos del Teneguía o el San Juan.

Recorrer la ruta de los volcanes, la Caldera de Taburiente o las rutas de senderismo del extremo norte de la isla, son maravillosas. La Palma tiene los volcanes de Fuencaliente, Tajuya, Tacande, San Martín o El Charco.

En la isla podemos hacer decenas de recorridos volcánicos, un destino para recorrer los parajes volcánicos más impresionantes del mundo.

Para ir a Marte… ¡Vamos a Lanzarote!

¿Sabías que los científicos de la NASA han experimentado en Lanzarote como un espejo del paisaje marciano?

Según los geólogos y expertos en astrofísica, la superficie de Lanzarote es la más parecida a la geografía del planeta rojo. Y no sólo por su tierra rojiza o sus yermos parajes, su orografía y su suelo se parece increíblemente a Marte.

Hacer senderismo en las rutas de Lanzarote nos lleva a un lugar prehistórico, cuando la tierra hervía entre volcanes y cráteres. Una experiencia sensorial y visual impresionante acompañada de un clima ideal para las más largas rutas.

La ruta que recorre el Timanfaya es una de las más populares y con diferentes niveles de complejidad aptas para principiantes o expertos senderistas. Asimismo, las rutas por el el volcán y malpaís de La Corona, son una de las más espectaculares de Lanzarote.

Pero, no solo en Lanzarote, Tenerife o La Palma conforman el universo de senderismo volcánico en las Islas Canarias. Todas y cada una de las islas tienen un pasado y un presente volcánico insuperable.

¿Y las otras islas?

Desde El Hierro hasta La Graciosa y desde Fuerteventura hasta La Gomera, las Islas Canarias ebullen de actividad volcánica. Algunos de estos volcanes se encuentran dormidos y otros ya han extinguido su actividad pero aún mantienen su majestuosidad.

Sin duda, recorrer los volcanes canarios y sus rutas de senderismo es una experiencia que debemos vivir, al menos una vez en la vida.

Hacer senderismo entre sus valles fértiles, sus grutas rebosantes de vida o sus agrestes páramos, son recuerdos sensoriales maravillosos. Descubrir la huella de los volcanes en las Canarias de primera mano, es una experiencia sublime.